Cubeto antiderrame para prevenir riesgos en las industrias

Comparte esta publicación en

Un cubeto antiderrame es un sistema de contención móvil que permite detener derrames, realizar trasvases y transportar sustancias peligrosas con seguridad. Así evitas daños personales, materiales y medio ambientales. Los cubetos son una solución especialmente diseñada para contener productos químicos peligrosos con el fin de retener, absorber y, en algunos casos, reutilizar la sustancia derramada. Dos de sus principales características son la estanqueidad para quitar el riesgo de que la sustancia destinada a contener se escape y la resistencia a la corrosión.

Por otro lado, uno de los principales elementos a la hora de guardar productos químicos es la organización y seguridad del almacenamiento. Es importante señalar que los productos químicos peligrosos solo pueden ser almacenados conjuntamente sin restricción, si se justifica que esto no supone ningún incremento del riesgo. En caso contrario, se debe separar o sectorizar.

Diferentes indicaciones de peligro e incompatibilidades

Existe una tabla europea con las indicaciones de peligro identificadas por una frase H. Lo que permite clasificar el almacenamiento según si  el producto es inflamable, explosivo, comburente o corrosivo. También es importante evaluar las incompatibilidades entre sustancias para determinar el mejor cubeto de seguridad. Puede darse el caso de que una sustancia tiene diferentes indicaciones de peligro, siendo importante cerciorarse de las incompatibilidades para realizar una correcta clasificación. Debes de tener en cuenta que según el reglamento APQ, en caso de que se almacenen en una misma ubicación productos químicos con distintos riesgos se exigen requerimientos técnicos muy severos.

cubeto antiderrame acero (1)

Tamaño y material de fabricación: factores a tener en cuenta antes de elegir el cubeto

Los cubetos y suelos de contención de acero, acero galvanizado o PE proporcionan seguridad industrial e impiden sanciones y multas. Por tanto, es importante, elegir correctamente el cubeto antiderrame.

A la hora de escoger debemos de tener en cuenta el tamaño. Su medida depende del  volumen de retención total del contenido, para que incluso, si se produce un derrame total, el cubeto lo pueda contener. De modo tal que su capacidad de llenado debe ser del 10% del volumen total de líquidos a contener o la capacidad del mayor de los recipientes, en caso de almacenar varios bidones.

En relación con su material de fabricación, recomendamos acero galvanizado o lacado para retener sustancias o líquidos no agresivos como aceite de motor, hidráulico o sustancias inflamables como disolventes y combustibles. Los cubetos fabricados en polietileno (PE) o GRP (compuestos de resina y fibra de vidrio) son ideales para corrosivos y sustancias alcalinas, como ácidos o bases. En cambio, si lo que buscas es un cubeto muy resistente, capaz de contener tanto líquidos corrosivos como inflamables, aconsejamos el cubeto de acero inoxidable.

En Trafic Medio Ambiente contamos con un amplio catálogo de soluciones de seguridad industrial. Pregúntanos tus dudas y te ayudamos a salvaguardar a las personas, el espacio de trabajo y nuestro entorno.

¿Quieres trabajar con más
ergonomía y seguridad?

Únete a la comunidad de Grupo Trafic y recibe antes que nadie, una vez al mes, la actualidad relacionada con la ergonomía y seguridad laboral. Puede darse de baja en cualquier momento

Más para explorar

Solicita presupuesto o información

Estamos para ti, para aconsejarte en todo lo que necesites sobre nuestros productos, nuestras ofertas o simplemente para recibir tus sugerencias.